“Papirusa” Rte, Sevilla


Sábado noche salimos a cenar hace un par de fines de semana y previa reserva nos decantamos esta vez por el Restaurante Gastrobar de nuevo estilo y con solo unos meses abierto, Papirusa, en pleno centro de Sevilla, cerquita de la Plaza de Toros.

El local es pequeño, forma rectangular y con parte de la cocina vista al fondo, decoración moderna, verde en una pared lateral y cortina blanca en la de enfrente. Madera en las mesas, redondas y cuadradas, y buen espacio entre ellas, ausencia de mantel y resalta el detalle del personal, de blanco impoluto desde el cuello hasta las mangas, y con grandes botones, recordando mucho a los restaurantes de ambiente marinero. Variedad en los empleados, combinando muy bien a mi entender, la experiencia en la edad con la frescura de la juventud. Buen ambiente a las 21:00 horas de la noche y terminará finalmente llenándose, incluso creo que algunas llegadas se rechazan por estar completos.

Pedimos una cerveza y una manzanilla Papirusa, como no podía ser de otra manera en el local del mismo nombre, y me la traen servida, algo a mejorar, ya que me encanta ver el servicio del vino en la mesa y comprobar que realmente me sirven lo que pido. En el resto de servicio de vino no vuelve a ocurrir, mostrándome siempre la botella de la referencia elegida y ofreciéndomela para poder observar la etiqueta, etc…Junto a estos, nos traen unas aceitunas, que están muy ricas. Un detalle a resaltar en el servicio de pan, es la regañá, además de pan y picos, algo que marca la diferencia con otros establecimientos, por lo poco habitual. 

La vajilla y cubertería son de buena calidad, sobre todo esta última. Y recuerdan mucho a restaurante dedicado a producto del mar, de nuevo. 

Probamos algunos platos a compartir, los cuales paso a comentar:

– Foie casero al aroma de vainilla y Luis Felipe: Presentación sobresaliente, recordando mucho a cocina creativa, incluyendo el pan tostado. Sabor interesante, algo dulce, original y que choca con los sabores tradicionales del foie. 

– Tostás de anchoa con tomate y pan de Burguillos: De nuevo muy buena presentación, tamaño del producto y sabor. Solo para algunos le será un pequeño problema dar el primer bocado sin llevarse toda la anchoa, pero para los expertos esto no será ningún problema, y si no siempre se puede coger los cubiertos.

– La carta de vinos merece mención especial, es abrumadora en cantidad y calidad, y lo único malo es que necesitas de tu tiempo para saber que elegir entre tantísima buena referencia y a un precio aceptable…pero que eso sea todo!

– Guiso de albóndigas de choco: Servidas en un plato muy original y de sabor muy ricas, con una salsa que invita a coger el pan y mojar.

– Croquetas de garbanzos con espinacas: Presentadas de una forma de nuevo realmente original como en una hoja enorme verde. De sabor muy rico y conseguido. Exquisitas diría yo! Tamaño perfecto y textura igual. Temperatura muy buena para llevártela a la boca sin necesidad de quemarte, algo que se ve en pocos sitios.

– Guiso de cola de toro de lidia: Presentación muy conseguida, y más siendo un plato tan tradicional. Quizás es un plato que yo recomiendo tomar más a mediodía que de noche, ya que es algo pesado en general, pero está muy bueno y la carne muy tierna.

– Mención especial tiene el vino tinto Ferratus, el cual conozco hace ya bastantes años y es un vino excelente, en todos los sentidos y con muy buena relación calidad precio.

– Para acabar de postre tomamos una tabla de quesos y un sorbete de melocotón creo recordar con unas fresas maceradas en vinagre de Jerez y azúcar que estaban deliciosas y nos supieron a poco de lo buenas que estaban. 

Conclusión: Nos gustó mucho la decoración, limpieza de las instalaciones, destacando especialmente el detalle de los baños y su soniquete de pajaritos y especial limpieza, ya que tengo una máxima y es que cuando voy a un establecimiento de restauración, lo primero que hago es acercarme al baño y si este no está limpio, yo me pregunto, como estará entonces la cocina? El ambiente fue muy bueno sin llegar a agobiar nunca, el servicio atento y rápido y siempre con una sonrisa. En cuanto a la comida, aparte de la apreciación individual de cada plato antes mencionada, quiero resaltar que en resumen nos gusto mucho el conjunto, quedando muy satisfechos de ello.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s